martes

Lola y Pepa, mis otras mascotas



Lola


Pepa
Aunque ya no cohabitan conmigo tras la separación de mi mujer en que decidimos que lo más conveniente era que ambas se quedaran con ella y yo con Rufino, al que ya conocéis, siguen estando en mi pensamiento.
Lola:
Recogida de un albergue sienda cachorra, mestiza de braco, infatigable corredora, lista, simpática y siempre dispuesta a jugar.
Pepa:
Recogida de la calle, galga sin pedigrí, con el ánimo esquivo, tímido, un poco sorda, llena de mataduras, y una pata rota, nos costó tiempo y paciencia poder acercarnos a ella sin que la pobrecita diera un salto hacia atrás cada vez que acercábamos una mano para acariciarla. Tranquila en casa, tímida hasta la saciedad, independiente, cariñosa sólo cuando ella quiere, pero con un alma llena de ternura.
Os quiero chicas.

10 > > > > Centímetros:

rockdelgo dijo...

2 monadas!! pepa es un galgo, no? es una pena porque rufino iba a estar bien entretenido el golfo!!

Mcartney dijo...

Efectivamente Rock, Pepa es una galga. Se me olvidó poner su ascendencia en el post aunque ya lo he corregido.
Pues el pobre Rufino lo pasaba mal cuando estaba con el celo, es verdad.
Con Lola no había problema porque al ser recogida de un albergue nos obligaban a esterilizarla, por aquéllo del control de la nataldad descontrolada y tal.

Tesa dijo...

Ay... pobre Rufi... sin poder desahogar su celo... :)

Son muy guapas, tus chicas. Y afortunadas de haber encontrado adopción.

Raúl dijo...

Si es que son preciosas. Ambas.

Pd.- A mí me pasó lo mismo. En mi caso, se llamaba Luna... el animal, me refiero.

Raúl dijo...

Comentarios como el que me has dejado en esta última entrada, son las cosas que verdaderamente enriquecen un blog.
Gracias.

Mcartney dijo...

Raúl, es uno de los juegos que muchos planteamos en nuestras entradas y se trata de saber descifrar, saber ver, saber sentir, las claves con se se han escrito.
Y por supuesto, te sientes bien cuando ves que la gente las recibe.
De nada.

NoSurrender dijo...

Me encantan los perros, pero nunca se ha pasado por la cabeza tener uno en la casa que tengo, tan urbana y limitada. Son preciosas!

Mcartney dijo...

Lagarto:
Yo ahora sigo viviendo en un pueblo pero mi casa actual carece de patio y terraza como la anterior donde me podía permitir tener a Lola, Pepa y Rufino.
Ahora por razones obvias sólo me pude trarer a Rufino que es un perro pequeño.
A mi siempre me han encantado los perros, pero no creas que cuando salí de casa de mis padres lo primero que se me ocurrió fue tener uno. Todos los que he tenido, cinco hasta ahora, han venido accidentalmente a mi, bien recogidos de la calle o albergues.
Al fin y al cabo es otra responsabilidad más, el sacarles 3 veces al dia, sus comidas, veterinarios y planear tus vacaciones y viajes contando con ellos.
Amén de que tu casa siempre tendrá pelos, y por consiguiente tu ropa tambien.
Pero son cosas que asumes si realmente te gustan los animales.

Miguel Baquero dijo...

Ey, estaba pensando en escribir algo sobre la gente que tiene mascotas (a la que admiro) y creo que has acabado de animarme.

Mcartney dijo...

Me alegra saberme fuente de inspiración para un buen escritor.
Adelante Miquel.